Una Web que consigue un oxímoron: desmentir bulos verdaderos

Hace pocos días estaba viendo el telediario (después de comer siempre veo el telediario, pues reírse es muy bueno para la digestión) y, de repente y sin venir a cuento, empiezan a hablar de una web dedicada a desmentir bulos sobre medicina.

Pusieron dos ejemplos muy interesantes:

1 – Dijeron que el bulo de que las patatas fritas son un estupendo crecepelo, es mentira. No hay evidencias científicas de que el consumo de dichos feculentos reactive los folículos pilosos.

2 – Dijeron sin darle importancia que el bulo de que las vacunas provocan autismo es mentira.

Como no he nacido ayer y el contacto con la realidad me ha resabiado, me quedé pensando ante un hecho tan extraordinario. Mi incredulidad se basa en el hecho de que, en el telediario en hora punta, se hable de una web recién abierta en la que ninguno de sus ponentes tiene ningún mérito científico, salvo el de hacer reverencias y genuflexiones ante la Farmafia, que reparte pródigas dádivas entre sus prosélitos. Seguir leyendo

Anuncios

El cuento de los “vadegros” y su curiosa costumbre

Había una vez un planeta en una galaxia muy lejana, en el que vivían unos seres muy influenciados por las opiniones de los demás. Formaban una sociedad acomplejada, débil, enfermiza y, lo peor de todo, adoctrinada por media docena de espabilados que habían aprendido a manejar los defectos de esos seres para empujarlos a cometer los mayores desvaríos, con la misma impunidad que se conduce a una manada de borregos camino del matadero.

Hablamos de unos ciudadanos que habían sido despojados de su dignidad, de su amor propio, de sus instintos de supervivencia, y hasta de los valores fundamentales para la convivencia. Habían perdido hasta el más elemental instinto que tienen todas las criaturas de defender a sus hijos. Les contaron que los niños tenían que ser inoculados con venenos para que no enfermaran, y los integrantes de esa sociedad idiotizada hacían cola con sus hijos para cometer semejante sacrilegio con la sangre incontaminada de sus retoños.

El mayor problema de estas gentes es que no tenían ninguna autoestima. Les habían convencido de que todo lo que les gustaba era pecado, o era inmoral, o era de mala educación, o estaba mal visto en las redes sociales. Como no encontraban en sí mismos nada que les gustara, buscaban desesperadamente la aprobación de los demás. Si conseguían ser aceptados en algún grupo numeroso, podrían presumir de ello y vanagloriarse de las hazañas grupales como si fueran propias.
Seguir leyendo

Compre la felicidad ahora que está de oferta

El presente es la prolongación de nuestras buenas o malas decisiones en el pasado y, dependiendo de las cosas que hagamos hoy, nuestro futuro será más o menos dichoso. O sea, si quieres ser feliz el mes que viene, no hagas las cosas mal o tomes decisiones inmorales esta semana.

Mucha gente cree que el Karma o la ley de causa y efecto hace que las obras buenas o malas que haces en esta vida influyan en tu sufrimiento o felicidad en la vida siguiente. Yo comprendo a los que tienen esa creencia: como la mayor parte de lo que hacen, saben interiormente que es inmoral, se consuelan creyendo que no les van a pasar la factura hasta la siguiente vida. Desgraciadamente para ellos, las leyes universales no facturan a un plazo tan largo.

Hay otros que creen que, aunque hayan cometido actos inmorales, se pueden confesar y todo queda borrado, lo cual es un chollo, pues una vez que les han vaciado el depósito de los pecados, lo pueden llenar de nuevo a la semana siguiente y volver a confesarse el domingo. Sería muy bonito, pero la naturaleza tampoco acepta este tipo de cambalaches.

La desagradable realidad es que cada causa lleva adosado su efecto de forma inseparable. La causa y el efecto no son dos acciones separadas. La ejecución de la causa desencadena el efecto de forma irreversible. Como las consecuencias del efecto no se perciben de forma inmediata, sino que se realizan en el futuro, da la sensación de que las dos acciones están separadas, pero están indisolublemente juntas. Aunque las consecuencias de una acción ocurran en el futuro, nadie puede impedir que ocurran, pues una vez desencadenadas el efecto es irreversible. No hay que esperar a la otra vida, y la confesión no detiene las consecuencias. Seguir leyendo

La epidemia de gripe es por culpa de los camellos de los Reyes Magos

El titular es falso, pero sólo por una letra. El culpable no es el camello, sino el camelo que nos ha contado la medicina oficial, la OMS y la Farmafia.

A pesar de ello, si todos los años cuando llegan los Reyes Magos montados en sus camellos hay una epidemia de gripe, sería lógico pensar que los camellos son los que transmiten la enfermedad. Hay varios precedentes: las sapientísimas autoridades sanitarias nos han asustado repetidas veces con la gripe aviar, la gripe del cerdo, etc. ¿No sería lógico que la gripe, que todos los años cae en las mismas fechas, la trajeran los camellos?

Desgraciadamente para los crédulos e ingenuos, ninguno de esos animalitos es culpable ni nunca lo ha sido de ninguna enfermedad, y nunca han transmitido ninguna epidemia a los bípedos. Ni siquiera los humanos son capaces de contagiar a otra persona sana, la prueba es que a mi nunca me ha contagiado nadie. Hablo de contagiar a otra persona sana, pues contagiar a alguien que ya está enfermo desvirtuaría completamente la palabra “contagiar”, además de caer en una fea redundancia.

Me voy a convertir en abogado defensor de los camellos, pollos y cerdos, que además de ser inocentes son unos animalitos muy simpáticos. Para demostrar su inocencia voy a presentar una cronología de los hechos que conducen a la epidemia de gripe anual, que todos los años colapsa las urgencias de los hospitales en las mismas fechas. Seguir leyendo

Diccionario de la salud letra “B”

Sigo con la letra “B” del diccionario de la salud. Los motivos que me han llevado a ello son los siguientes:

1 – Recopilar enfermedades y tratamientos por orden alfabético, que hasta ahora quedaban dispersos en los artículos y comentarios, dificultando su búsqueda.

2 – Encauzar las preguntas y respuestas en el sitio adecuado para que puedan servir al resto de lectores futuros que se encuentren con problemas parecidos.

3 – Poner un enlace en el Blogroll llamado “DICCIONARIO” para acceder con facilidad a los artículos de cada una de las letras del diccionario. Elegir la letra adecuada y consultar el tema que interese. En caso de que no se haya tratado con anterioridad, se hace la pregunta en el sitio adecuado, para que con posterioridad pueda ser encontrado por los demás. Seguir leyendo

La extinción de la especie humana: capítulo 3, descenso en el coeficiente de inteligencia

Han emitido un documental en Documentos TV que habla del descenso en el coeficiente de inteligencia. Resulta que viene bajando en la población mundial durante los últimos 20 años.

Aquí se puede ver el vídeo.

Los investigadores del documental han encontrado un par de culpables que se hallan presentes en una buena parte de los niños con coeficientes bajos, pero admiten que no pueden explicar el resto de casos en los que no se encuentran los presuntos culpables.

Tiene lógica que los investigadores no encuentren la explicación correcta, pues ellos también son víctimas del descenso de inteligencia y cada día pueden razonar con menos criterio.

Como cuando yo iba a la escuela todavía no había empezado el adoctrinamiento pseudocientífico capitaneado por la Farmafia, como tampoco me fio de nadie, y cuando camino por la calle suelo llevar los ojos abiertos, puedo terminar la lista de culpables que los investigadores no han querido ver, a pesar de que los culpables tenían la pistola humeante en sus manos y llevaban un sombrero negro, que es un distintivo muy fiable para distinguir a los malos en todas las películas.

Repasemos el listado de los asesinos de la inteligencia humana: Seguir leyendo

Diccionario de la salud letra “A”

He pensado escribir un diccionario de la salud. Los motivos que me han llevado a ello son los siguientes:

1 – Recopilar enfermedades y tratamientos por orden alfabético que hasta ahora quedaban dispersos en los artículos y comentarios, dificultando su búsqueda.

2 – Encauzar las preguntas y respuestas en el sitio adecuado para que puedan servir al resto de lectores futuros que se encuentren con problemas parecidos.

3 – Poner un enlace en el Blogroll llamado “DICCIONARIO” para acceder con facilidad a los artículos de cada una de las letras del diccionario. Elegir la letra adecuada y consultar el tema que interese. En caso de que no se haya tratado con anterioridad, se hace la pregunta en el sitio adecuado, para que con posterioridad pueda ser encontrado por los demás.

4 – Haré una entrada para cada letra, y si se escapa algún tema, lo añadiré cuando alguien haga una pregunta sobre ese tema. Será algo laborioso, pero cuando esté terminado será muy eficaz.

Esto es lo que he encontrado con la letra A, aunque siempre se podrá añadir lo que se haya escapado.

ABORTO

Algunas veces, cuando el organismo considera que no se reunen las condiciones adecuadas para para llevar a buen término un embarazo, aborta espontaneamente.

Es algo natural y beneficioso, pues de haber continuado, la criatura hubiera nacido con graves secuelas. Tratar de impedir el aborto con medicamentos es muy mala idea, pues las consecuencias las pagará el futuro bebé arrastrando una mala salud de por vida. Siempre aconsejo que los padres hagan vida sana siete años antes de concebir a los hijos.

Es lo mínimo que pueden hacer si luego quieren mirar a los hijos a la cara y decirles que les quieren mucho.  La salud de los padres durante el embarazo y los dos primeros años de vida son lo más importante para la salud de los hijos.

Otra posibilidad para que el organismo de la madre aborte puede ser la ausencia de grasa en la madre. Si el cuerpo considera que no tiene reservas para acometer el embarazo, desiste de él.

ABSCESO Seguir leyendo