Archive for the ‘Enfermedades etiquetadas de incurables’ Category

El famoso vídeo Vaxxed, censurado en el festival de TriBeCa

De este vídeo hay poco que decir, salvo que es obligatorio verlo antes que desaparezca de Internet

Charla sobre una experiencia personal de los nocivos efectos del mercurio (2)

Después de la charla anterior con Servando Pérez Domínguez de mercuriados.orgque los que no la hayan oído la pueden escuchar aquí:   Charla sobre una experiencia personal de los nocivos efectos del mercurio, hoy traigo la segunda parte en la que dos afectadas de la misma asociación narran su experiencia y todos los problemas que les ha ocasionado el mercurio.

Esta charla, como la anterior, se ha celebrado en una sala virtual a través de Internet. La sala es de Óscar Fernández de aguapuraesvida.com, y pronto celebraremos en la misma un coloquio sobre las vacunas con un ponente de lujo: el amigo Jesús García Blanca. Lo anunciaré en el blog con antelación para que todos los lectores puedan asistir e intervenir en dicho coloquio.

Aquí os dejo con dos experiencias vitales en las que algunas personas pueden verse reflejadas.

 

Charla sobre una experiencia personal de los nocivos efectos del mercurio

Para distraerse un buen rato este fin de semana aprendiendo muchas cosas sin gastar dinero, os recomiendo la siguiente charla de Óscar Fernández de aguapuraesvida.com, con Servando Pérez Domínguez de mercuriados.org.

Servando cuenta con todo detalle cómo, el mercurio en general y las amalgamas dentales en particular, han arruinado su vida con la complicidad de los organismos oficiales, que, sabiendo que el mercurio es uno de los tóxicos más potentes del mundo, han permitido que se siga usando sin siquiera alertar a los confiados usuarios de que se estaban jugando la vida. Se ha llegado al esperpento de prohibir los termómetros de mercurio en toda Europa, pero se sigue permitiendo que se ponga dentro de la boca en las amalgamas, y se inyecte a niños inocentes con padres incautos a través de las vacunas.

A pesar de que en este blog se ha escrito bastante sobre los terribles efectos del mercurio en todas sus múltiples variedades, he querido recomendar esta charla porque en ella se detallan las diferentes opciones que se le presentan a cualquiera que haya tenido la mala suerte de confiar en profesionales sin profesionalidad.

Artículos recomendados

El mercurio: un veneno muy potente

El mercurio: un veneno muy potente (2)

Demanda por intoxicación por mercurio

Vacunas, mercurio, fraudes y aumento del autismo

Culpable: vacunas con mercurio…

Curando la Esclerosis Múltiple al desintoxicar el cuerpo de mercurio

Conservar la salud desde antes de nacer hasta antes de morir

Diez niños sufren autismo debido a los metales disueltos en las vacunas

 

La sociedad americana del cáncer admite que los tratamientos convencionales del cáncer causan más cánceres

Traduzco las jugadas más interesantes de este artículo, para aquellos que no conozcan idiomas raros. A los que los entiendan, les recomiendo la lectura completa junto con todos los enlaces.

Aquí está mi traducción libre:

Cuanto más radioterapia reciba, más probable es que desarrolle un segundo cáncer causado por la radiación que, según este documento publicado por la Sociedad Americana del Cáncer, admite que ciertos órganos, como los pechos y la tiroides, son más propensos a desarrollar un segundo cáncer.

Esta información es seguida de un nuevo estudio que demuestra que los segundos cánceres en los estadounidenses han aumentado la friolera de 300% desde el 1970, todos los cuales son un tipo completamente nuevo de cáncer y no una recurrencia del primer cáncer.

El estudio también encontró que los primeros tipos de cáncer han subido el 70% en los últimos 45 años, destacando la rentabilidad creciente de una industria que no muestra signos de desaceleración en sus ganancias con los medicamentos contra el cáncer, alcanzado la cifra de 100 mil millones de dólares el año pasado.

La radiación, que puede dañar el ADN, se cree que es responsable de un 1,5% de cáncer en los Estados Unidos, y eso no es sólo por los tratamientos de terapia del cáncer, sino también de otras fuentes radiológicas, como mamografías y tomografías computarizadas.  Estas últimas emiten de 100 a 500 veces la radiación de una radiografía normal.

“Por cada 1.000 personas sometidas a una tomografía computarizada, la radiación añade un caso adicional de cáncer a los que normalmente se producen”, según The New York Times.

Las niñas que han recibido radioterapia como tratamiento del cáncer son mucho más propensas a desarrollar cáncer de mama más tarde en su vida.

Si un paciente recibe la quimioterapia y la radiación, el riesgo de desarrollar algún tipo de cáncer secundario se eleva aún más.

La quimioterapia se considera en realidad un mayor factor de riesgo para provocar leucemia que la radiación. El cáncer testicular también se ha relacionado con el tratamiento de quimioterapia.

Los segundos cánceres causados ​​por la quimioterapia son “difíciles de tratar y obtienen malos resultados en su curación”

*******

Cambiando de tema, resulta interesante leer las actividades reales de la Sociedad Americana del Cáncer en la Wiki de las verdades.

Dice cosas tan divertidas como que un tercio de lo que recaudan se lo quedan los administradores.

Tienen tremendos conflictos de intereses, pues reciben donaciones millonarias de la industria del cáncer. Siguen promocionando las mamografías, cuya seguridad y eficacia ha sido puesta en duda muchas veces. Después de 10 mamografías, una mujer ha recibido la misma radiación que si hubiera estado a un kilometro y medio de la explosión de una bomba nuclear.

Uno de los directivos es presidente de una empresa que vende quimioterapia. Otro es presidente de una multinacional farmacéutica, etc.

En definitiva, esta asociación se dedica a vender tratamientos caros y peligrosos, y a poner trabas a la prevención natural del cáncer con dietas sanas, o a desprestigiar tratamientos naturales que han demostrado su eficacia.

Si a alguien le diagnostican cáncer, debería leerse todas las entradas incluidas en la categoría de cáncer, informarse muy bien, no creerse nada de nadie y luego tomar decisiones sensatas sobre lo que debe hacer con su vida. Y como dije hace poco, procurar desterrar el miedo y la prisa, que son los verdaderos peligros para alguien etiquetado de cáncer.

Los cánceres de mama y próstata son muy raros en China

En China ocurren cien veces menos cánceres que en los países occidentales. En el vídeo de abajo explican que ello se debe fundamentalmente al consumo de leche y sus derivados.

Los interesados en la salud llevamos décadas repitiendo estos hechos tan obvios, que al final acaban reconociendo los organismos oficiales, aunque lo suelen hacer unos 30 años tarde.

La mujer que sale en el vídeo se somete a la quimioterapia con total naturalidad, como si hubiera alguna evidencia de que la quimio ha curado alguna vez el cáncer de mama (si alguien es tan amable de copiar la referencia primaria de dicho estudio, le estaré muy agradecido).  Por ley de probabilidades, es casi imposible que la misma persona que se da cuenta de que los lácteos causan cáncer descubriera al mismo tiempo el timo de la quimioterapia.

Como he repetido algunas veces, cuando a alguien le diagnostican cáncer, contrae dos problemas muy graves. Curiosamente, ninguno de esos problemas es el cáncer en sí mismo.

Los dos citados problemas son el miedo y la prisa por hacer algo. Estos dos problemas son los que acaban matando a una gran parte de las personas diagnosticadas con cáncer.

Copio unos párrafos de un excelente artículo escrito por Don Juan Gérvas, con mi expresa recomendación de leerlo entero varias veces. Pinchar aquí:  Todos tenemos cáncer  

Se hace una biopsia cuando se sospecha que hay un cáncer. Por ejemplo, biopsia de próstata, de mama, de piel, de tiroides, de médula ósea, de hígado, etc. Con la biopsia se toma un trozo de tejido y después se examina al microscopio.

El “aspecto” al microscopio es clave en el diagnóstico (por la presencia de células malignas), pero no es suficiente y no sabemos cómo distinguir los cánceres que evolucionarán hasta la muerte de los que “dormirán” o se “autodestruirán”.

Es decir, con la biopsia se puede saber si hay cáncer, pero no si el cáncer es “bueno” o “malo”.

Por consecuencia, y “por si acaso”, se tratan todos los cánceres como si fueran “malos” (cirugía, quimioterapia, radioterapia y seguimiento a largo plazo). Los pacientes creen haber sido salvados de un cáncer “malo”, pero en muchos casos han sido condenados pues, teniendo un cáncer “bueno”, son tratados como si fuera “malo”.

Paso a analizar los dos verdaderos problemas que muchas veces matan:

EL MIEDO

El miedo paraliza e impide razonar con lógica. En ese estado no se atiende a los razonamientos de los demás ni hay interés por informarse imparcialmente del tema.

Equivocadamente se acepta el mismo tratamiento que ha escogido la mayoría, sin querer ver que la mayoría históricamente ha estado equivocada siempre, y que nunca se ha demostrado científicamente que dichos tratamientos hayan curado en vez de empeorar la situación.

Supongo que se desata uno de nuestros instintos atávicos de sentirse protegido dentro de la manada, cerrando los ojos al hecho evidente de que la manada está siendo conducida al matadero.

Los tratamientos oficiales, además de ser cancerígenos, matan a más gente que los que hubieran muerto si no se hubiera tratado de cáncer a nadie.

LA PRISA

Tener prisa es lo peor que puede hacer alguien diagnosticado de cáncer. Hay que tener en cuenta que un tumor tarda muchos años antes de empezar a molestar o producir problemas graves. Tomar decisiones precipitadas es una temeridad, sobre todo estando en manos de la industria para la que el cáncer supone beneficios de miles de millones al año.

Se deberían descartar las prisas, pues iniciar un tratamiento enseguida o un año después, no va a suponer una diferencia apreciable.

Lo primero que habría que hacer es informarse de los porcentajes de falsos diagnósticos; de sobrediagnósticos; de la imposibilidad de saber si un cáncer es bueno o malo, como se ha dicho arriba; de los estudios que demuestran que los enfermos sin tratar sobrevivien muchos más años que los pacientes tratados; que, según los estudios, la probabilidad de sobrevivir cinco años gracias a la quimioterapia es del 2.30%, y en el caso concreto del cáncer de mama es del 1.50%; que en este blog se han propuesto más de una docena de remedios para curar el cáncer que no tienen el más mínimo efecto secundario, a diferencia de la quimio, para la que los médicos usan un equipo especial porque si se les escapan unas gotas les quema la piel, y a nadie le extraña que un líquido tan peligroso con sólo su contacto se inyecte en la vena.

Después de informarse, se pueden probar algunos de esos remedios no peligrosos para la salud, y si después de un tiempo no han funcionado, siempre se estará a tiempo de mutilar, quemar o envenenar el cuerpo.

La medicina oficial dice que ahora se curan más cánceres gracias a que se cogen a tiempo. Dicha estadística está desvirtuada por las personas que, además de no tener cáncer, tienen una salud de hierro para someterse a la quimioterapia y salvar su vida. Estas personas sanas pasan a engrosar la lista de los que han sobrevivido al cáncer, cuando nunca lo tuvieron. Además, para formar parte de la estadística de curado de cáncer, sólo hay que sobrevivir cinco años. Los que mueren de cáncer a los cinco años y un día constan como curados.

Curando el cáncer con una dieta de fruta

He leído una explicación interesante sobre los motivos por los que se cura el cáncer tomando sólo fruta fresca cruda.

Aquí está la fuente original

Y aquí está mi traducción para los que no se defienden bien con idiomas extraños:

La idea de una dieta basada solamente en fruta puede parecer desagradable para algunas personas. El azúcar que contienen las frutas es un alimento bastante incomprendido. El azúcar es generalmente considerado como una mala comida. Sin embargo, la fruta puede ayudar a combatir el cáncer, a pesar de su contenido de azúcar. Una dieta de fruta se utiliza para ayudar a eliminar el cáncer. Lo primero que debe quedar claro es que una dieta de fruta debe estar compuesta por fruta fresca y sana. La fruta enlatada, fruta seca, etc.,  no tiene los mismos nutrientes que combaten el cáncer como la fruta fresca.

El sistema inmunológico y el cáncer

El sistema inmunológico no puede hacer mucho para eliminar las células cancerosas, ya que están protegidas por una gruesa capa de proteína, conocido como fibrina. Esta capa protectora rodea a cada célula de cáncer, así como el tumor, en su totalidad. Esta capa de proteína que proteje las células cancerosas se puede destruir con enzimas. Sin embargo, la mayoría de las personas son deficientes en enzimas, debido a su mala alimentación o a una función pancreática pobre.

Utilizando una dieta de fruta, que es rica en enzimas, puede ayudar a eliminar el cáncer rompiendo la cáscara externa de proteínas de las células cancerosas. Después de que la capa de fibrina se elimina, el propio sistema inmune del individuo es entonces capaz de detectar mejor y eliminar las células cancerosas.

Cómo la fruta ayuda a destruir el cáncer

Atacar las células cancerosas puede no ser suficiente, sin embargo, las células cancerosas son altamente dependientes del aminoácido metionina. Lo usan para llevar a cabo muchas de las funciones básicas necesarias para crear más células cancerosas, por lo que la metionina es crucial para su supervivencia. Al limitar la ingesta de metionina, las células cancerosas se mueren de hambre y la apoptosis se produce en ellas. Las células sanas no dependen de la metionina, por lo que su privación no les afecta. Los alimentos más bajos en metionina son las frutas. Una dieta de fruta puede durar entre 7 y 21 días, y puede ser utilizada para ayudar a eliminar el cáncer.

La dieta de fruta puede causar una pérdida de peso significativa. Por esta razón, el número de días de consumir sólo fruta depende del peso y del estado de salud del individuo. Después del período de privación de metionina inicial, el individuo puede cambiar a comer alimentos integrales de nuevo por unos días, y luego empezar otro período de nuevo con la dieta de fruta. La dieta de sólo fruta se puede alternar con varios días de consumir otros alimentos como verduras y proteínas saludables.

Los beneficios adicionales de una dieta de fruta

La fruta es altamente alcalinizante. La alcalinidad es la ventaja más importante para la salud proporcionada por la dieta de fruta. El organismo de la mayoría de los individuos es ácido, debido a una mala alimentación, alta en azúcares refinados, carbohidratos refinados, carnes rojas y comida basura.

Las enzimas ayudan a descomponer las proteínas, grasas y azúcares, lo que significa una mejor absorción de nutrientes. Aparte de la digestión, las enzimas también se utilizan para ayudar a llevar a cabo muchas otras funciones corporales, como la desintoxicación celular, la curación, y la respuesta inmune. Los efectos beneficiosos de las enzimas y la fibra consumidos como parte de una dieta de fruta también ayuda a limpiar el colon para una mejor eliminación de desechos celulares tóxicos.

Hasta aquí la traducción, pero quiero hacer un par de matizaciones de mi cosecha:

1 – Para las personas que pierden demasiado peso con la dieta de fruta sola, pueden hacer unos días de dieta con un aporte mayor de calorías comiendo casi todo crudo. Por ejemplo. Se puede comer un gran plato de arroz integral cocido, acompañado de un gazpacho preparado con muchas verduras crudas, aderezado con un buen chorro de aceite de oliva virgen puesto en crudo. Para aportar más nutrientes, se pueden espolvorear por encima una mezcla de semillas crudas trituradas (girasol, lino, sésamo, pipas de calabaza, etc.).

Con este tipo de comida cruda al 80%, se mantienen altas las enzimas sin pasar hambre ni perder peso. Dieta perfecta para alternar con las semanas de sólo fruta.

2 – La fruta se puede comer entera, o una buena parte se puede tomar en forma de zumos. Hay frutas de las que es difícil comer mucha cantidad; en cambio, es muy sencillo beberse su zumo (granadas, naranjas, manzanas, etc.). Por ejemplo: yo me tomo todos los días un litro de zumo de naranja o mandarina, pero si tuviera que comerme la fruta correspondiente, es posible que tomara mucha menos cantidad.

Lo mismo sirve para los vegetales y semillas. Abajo dejo algunos artículos sobre el asunto:

Entrevista de RNE a Jesús García Blanca sobre su nuevo libro

Aunque parezca increíble, en Radio Nacional de España le han hecho una entrevista al amigo Jesús García Blanca sobre su nuevo libro “La Sanidad contra la Salud” (Ediciones i).

Aquí se puede comprar el libro

Acaba de salir y todavía no he tenido tiempo de leerlo, pero cualquier trabajo de Jesús se puede recomendar sin haberlo leído. Es ir sobre seguro.

Las últimas entrevistas que le han hecho a Jesús han sido censuradas enseguida, algunas no han llegado ni a emitirse. En este caso, me he guardado el audio en el disco duro para cuando eso ocurra

La entrevista ocupa los primeros 25 minutos del siguiente audio

Ir al audio de la entrevista