Archive for the ‘Crueldad con los animales’ Category

El Departamento de Agricultura clasifica a PETA como una amenaza terrorista

Actualmente, PETA (Personas por un Trato Ético a los Animales) es uno de los grupos de activistas más controvertidos. Las conflictivas campañas mediáticas del grupo, las operaciones clandestinas, la publicidad infame y las manifestaciones que llaman la atención del público, les ha convertido quizá en la organización – no lucrativa – más conocida y polarizada que hay. ¿Pero son terroristas? Según el Departamento de Agricultura de los EEUU, ahora lo son.

Y justo cuando PETA también estaba a punto de dejarlo. El Departamento de Agricultura de EEUU acaba de publicar un nuevo formulario (en pdf), distribuido a los centros de experimentación animal, donde se revela que PETA ha sido clasificada como una amenaza terrorista por el gobierno de EEUU – potencialmente permitiendo que sus miembros puedan ser procesados como terroristas. Según ¨Verde es el Nuevo Rojo¨/ ¨Green is the New Red¨, un sitio de Internet sobre los derechos de los eco-activistas, el documento se entregó a todos los centros donde se practican experimentos con animales. Se les pidió que revelaran si estaban siendo el blanco de ataques o sufrían el acoso de alguno de los grupos terroristas de una lista, entre los cuales se encuentra PETA, naturalmente.

A continuación un resumen del formulario:

B. Amenaza terrorista. Qué actividades terroristas han tenido lugar en su edificio o alrededor del centro durante los últimos cinco años (casos documentados)? Por favor, marque lo que corresponda.

[ ] Ataque de terroristas internacionales
[ ] Ataque de terroristas nacionales de interés especial
[ ] Frente de Liberación de la Tierra (ELF)
[ ] Frente de Liberación Animal (ALF)
[ ] Gente por un Trato Ético a los Animales (PETA)
[ ] Liga para la Defensa de los Animales (ADL)
[ ] Parar la Crueldad Animal de Huntingdon (SHAC)
[ ] Grupo(s) formal (es) de odio (por favor especificar):
[ ] Otros (por favor especificar): ____________________
[ ] Ataque cibernético de una fuente conocida o desconocida.

Como puede verse, PETA ha sido clasificada aparentemente como ¨terroristas nacionales de interés especial¨, junto con otros mucho más radicales como el Frente de Liberación Animal.

 peta-terrorist-usda1.jpg

Quizá el Departamento de Agricultura de EEUU ha hecho una interpretación demasiado literal de esta sesión de fotos con la nieta del Che Guevara….Foto via Metro

Esto revela claramente que el gobierno ha decidido tratar a PETA como a un grupo terrorista. Aunque antes me haya quejado mucho de  PETA, esto parece ir demasiado lejos. PETA puede ser polémica, si, pero actuan dentro de la ley, no usan la violencia y se financian con fondos públicos. Entonces, por qué han acabado en una lista de las mayores amenazas nacionales del país?

Verde es Nuevo Rojo/ GNR, tiene algunas ideas:

Porque exponen lo que pasa detrás de puertas cerradas…Las industrias de explotación animal expresan abiertamente su deseo de utilizar las leyes contra el terrorismo para mantener sus actividades al margen de la opinión pública. Recientemente publiqué un comunicado de la Alianza de Agricultura Animal pidiendo el enjuiciamiento federal de los investigadores clandestinos…no porque sean violentos, sino porque incluso suponen un riesgo mayor: por educar al público.

En otras palabras, las industrias que dependen de la agricultura industrial (la ruina de PETA, y uno de sus temas candentes), pueden tener el suficiente poder político para lograr catalogar a PETA como una amenaza terrorista, en beneficio propio.

Puede que así sea, pero incluso sin serlo, la categorización de ¨terrorista¨ tiene algunas ramificaciones muy preocupantes. Por ejemplo, según ¨la Abeja de Sacramento/ The Sacramento Bee¨, en California, cuatro activistas defensores de los animales se enfrentan actualmente con cargos de terrorismo por manifestarse delante de casas particulares y hacer folletos con nombres y direcciones. Por haber hecho algo equivalente a violar una propiedad privada, han recibido el mismo trato que los grupos que utilizan bombas y practican la violencia física. Aunque estas acciones individuales de protesta puedan ser consideradas ilegales, ¿pueden realmente considerarse actos terroristas?

Veremos lo que sucede cuando se disponga de más información – de momento, el incluir a PETA en la lista de terroristas nacionales parece ser más una amenaza al derecho a protestar de los ciudadanos que cualquier otra cosa.

Fuente original

San Fermín: hablemos de toros

Hoy he oído en el telediario que San Fermín es la fiesta más importante de España. Como yo de toros no entiendo, le cedo la palabra a mi buen amigo Francisco Martín

Corridas de toros, el arte del engaño

 “No hay nada tan patético como una multitud de espectadores inmóviles presenciando con indiferencia o entusiasmo el enfrentamiento desigual entre un noble toro y una cuadrilla de matones desequilibrados destrozando a un animal inocente que no entiende la razón de su dolor…

Un baño de sangrcorridas.jpge anual de mil millones de euros”  

  Crueldad y decepción

 

 

Las corridas de toros son un espectáculo bochornoso en tres actos, de unos veinte minutos de duración, que escenifica la falsa superioridad y la fascinación enfermiza con la sangre y la carne de la que se alimentan, contra toda lógica ética y dietética, quienes creen tener un derecho divino a disponer a su antojo de la vida de otros seres sensibles, llegando incluso a justificar y trivializar la muerte del toro como arte y diversión; un comportamiento patológico que nace de una incapacidad para afrontar el dolor de las víctimas y una morbosidad irrefrenable ante la posibilidad de ser testigo directo de alguna cornada, o de la muerte del matador; un riesgo fortuito, infrecuente (un torero por cada 40.000 toros sacrificados), y sobre todo evitable que, sin embargo, incrementa el carácter macabro de la corrida.

Una caridad cruel e insolidaria 
 

Igual que los carniceros y las guerras, las corridas de toros tienen mala imagen, y no es fácil presentar la muerte como arte, comida o libertad. Pero si el requisito para un festín es la matanza de un animal, y los tiros son los precursores de la libertad, quienes se lucran fomentando la diversión a costa de la vida animal también necesitan justificar y enfocar la atención de los consumidores y usuarios en la supuesta utilidad de sus productos y servicios apoyando obras de interés social; por ejemplo, a través de una corrida de beneficencia, un acto aberrante e insolidario que, sin embargo, puede servir de reclamo al tranquilizar algunas conciencias, sobre todo si el baño de sangre beneficia supuestamente a un asilo de ancianos, las hermanitas de los pobres, una asociación que defiende a los discapacitados como la Fundación Padre Arrupe, o instituciones como la Asociación Española Contra el Cáncer o la Cruz Roja, que también entró a formar parte del negocio taurino con la explotación del servicio de alquiler de almohadillas en la plaza de Sevilla.

Seguir leyendo

Terricolas

El presente vídeo muestra todas las diferentes formas de crueldad y tortura que se inflinge a los animales. No hace falta decir que la práctica totalidad de estas aberraciones se podrían evitar fácilmente.

Su visión puede herir la sensibilidad, aunque, más debería herir la sensibilidad el hecho de cometer o propiciar la rutina social que permite esas atrocidades.

Ya que nos hemos autoproclamado “seres humanos“, habrá que demostrarlo de vez en cuando actuando con humanidad.

http://video.google.com/googleplayer.swf?docid=7576567901991519153&hl=es&fs=true

Artículos relacionados

La vivisección y disección de animales: una atrocidad ética y científica

La vivisección y disección de animales: una atrocidad ética y científica

La palabra vivisección,  del latín “vivus” (vivo) y “secare” (cortar), describe todas las torturas imaginables que sufren millones de animales -por lucro, curiosidad o ignorancia- en experimentos pseudocientíficos, carentes de fiabilidad y rigor científico, realizados en los miles de laboratorios de todo el mundo que forman parte del lucrativo negocio de las industrias médicas, farmacéuticas, veterinarias, laboratorios de toxicología y cosmética, y universidades o centros de enseñanza donde -a puerta cerrada- científicos, cirujanos, químicos, psicólogos, veterinarios, y sus equipos de técnicos, asistentes y estudiantes, practican la vivisección o disección de animales al margen de la opinión pública, perpetrando -supuestamente en nombre de la ciencia, la salud, o la educación- un holocausto de increíbles proporciones.

Cada día, año tras año, cientos de millones de animales de todas las especies: ratas, ratones, gatos, perros, conejos, cerdos, cabras, ovejas, carneros, vacas, caballos, aves, pájaros, peces, primates, etc., sufren repetidamente hasta la muerte todo tipo de torturas físicas y psicológicas para determinar la supuesta inocuidad o toxicidad de nuevos productos comerciales o farmacéuticos, o simplemente para comprobar el poder letal de nuevas armas de destrucción, siendo utilizados como “modelos” en crueles e inútiles experimentos que no aportan soluciones a nuestros problemas, porque los resultados obtenidos no son científicamente extrapolables al ser humano.

Seguir leyendo