Archive for the ‘Venenos y tóxicos’ Category

El aspartamo: dulce veneno

El Aspartame o Aspartamo en español, cuyo código de aditivo es el E-951 se encuentra en más de 5.000 productos: refrescos y colas sin azúcar, bebidas atléticas, chicle, café, té, vitaminas para niños, antibióticos, postres lácteos congelados y muchísimos más. Es importante leer bien las etiquetas, sobre todo de los productos de dieta o sin azúcar. A veces pone E – 951 y otras pone que procede de una fuente de fenilanina que es lo mismo.

Las reacciones adversas y efectos secundarios de aspartamo incluyen:

En los ojos:

Ceguera en uno o ambos ojos. Disminución de visión y / u otros problemas oculares, tales como: visión borrosa, destellos luminosos, disminución de la visión nocturna. Dolor en uno o ambos ojos, disminución de la secreción de lágrimas, problemas con las lentes de contacto

Neurológica

Ataques de epilepsia, dolores de cabeza, migrañas, mareo, inestabilidad, confusión, pérdida de memoria, somnolencia severa, entumecimiento de las extremidades, piernas Inquietas, temblores

Psicológica / psiquiátrica

Depresión severa, irritabilidad, agresión, ansiedad, cambios de personalidad, insomnio, tendencias suicidas, fobias, hiperactividad en los niños

Gastrointestinales

Náuseas, diarrea, úlceras pépticas, dolor abdominal, dolor al tragar

Endocrinas y metabólicas

Descontrol de la diabetes, cambios menstruales, marcado adelgazamiento o aumento de peso, bajo nivel de azúcar en sangre (hipoglucemia),

También puede desencadenar o agravar las siguientes enfermedades:

Síndrome de fatiga crónica
Epstein-Barr
Enfermedad de Lyme
Enfermedad de Graves
Enfermedad de Meniere
Alzheimer
Epilepsia
Esclerosis Múltiple
Hipotiroidismo
Fibromialgia
Trastorno de Déficit de Atención

Referencias

EXCITOTOXINS: THE TASTE THAT KILLS (EXCITOTOXINAS: EL SABOR QUE MATA) por el Neurólogo, Russell Blaylock

El Dr. Russell L. Blaylock, profesor de Cirugía de la Universidad Médica de Mississippi, quien escribió “Excitotoxins, The Taste that Kills” expone el daño causado por la ingestión de asportate excesivo en forma del Aspartame. Según Blaylock, el exceso de aminoácidos excitantes libres, tal como el asportate, causan trastornos crónicos de los nervios e innumerables síntomas agudos.

El metanol se usa para unir la fenilalanina al asportate y puede ser el componente mas peligroso del Aspartame. Se libera a las pocas horas del consumo. Sencillamente, metanol es alcohol metílico, y es tóxico. Se conoce bien por hacer daño a los ojos, al hígado, al cerebro, y a otros órganos corporales. Cualquier producto que contenga metanol debe de causar alarma. La absorción del metanol en el cuerpo se acelera cuando se ingiere en forma libre, y el metanol se libera del Aspartame cuando éste se calienta por arriba 30 grados C. Esto ocurre cuando un producto que contiene el Aspartame se almacena de manera desapropiada o se calienta. El metanol que se descompone produce formaldehido (líquido para embalsamar) y ácido fórmico (veneno de hormigas) y diketopiperazine (DKP) Todos estos son extremamente tóxicos. El más problemático de todos puede ser el DKP, porque causó tumores de cerebro en pruebas de laboratorio
————————————————–

ASPARTAME [NUTRASWEET] – IS IT SAFE?” (ASPARTAME [NUTRASWEET] – ¿ES SEGURO?) por H.J. Roberts, Médico.

Y un documento del mismo médico donde se explica con mucho detalle

—————————————————

“DEADLY DECEPTION – STORY OF ASPARTAME” [DECEPCION MORTAL – LA HISTORIA DEL ASPARTAME) [Libro de Toxicología] por la Epidemióloga, Mary Nash Stoddard,

Mary Nash Stoddard, autora del artículo, es fundadora de la Aspartame Consumer Safety Network (La Red para Seguridad Consumidores Aspartame). Es reconocida como primera autoridad sobre Aspartamo, a quien se le ha entrevistado en varios programas de radio y de televisión.
—————————————————

La doctora Janet Hull casi murió a causa de la intoxicación por aspartamo en 1991. En su libro Dulce Veneno ha documentado la historia del aspartamo, las memorias de los gobiernos y las audiencias del Senado sobre la seguridad del aspartamo, historias clínicas, incluyendo la muerte, y facilita una lista de productos donde se encuentra el aspartamo. También incluye recomendaciones nutricionales para el restablecimiento de su salud natural.

En esta dirección se recopilan algunos casos reales de vidas arruinadas por el aspartamo.
——————————————————————

Web del grupo de apoyo a las víctimas del aspartamo.
Hay artículos, experimentos y declaraciones sobre el tema

Y por último un testimonio de un caso real que cuando dejó de tomar refrescos sin azúcar pudo abandonar la silla de ruedas en la que estaba postrada.

Mi recomendacion personal es que se endulce con miel de buena procedencia, y los que no quieran consumir calorías que usen Stevia Rebaudiana a la que le dedicaré un artículo que describa todas sus ventajas y su ausencia de inconvenientes.

Artículos relacionados

Las peligrosas grasas trans

Glutamato: un peligro escondido en la cocina

El mercurio: un veneno muy potente

El venenoso aluminio y el alzheimer

127 estudios que aconsejan no consumir azúcar

El venenoso aluminio y el alzheimer

Que el 90% del cerebro deje de funcionar no tiene demasiada importancia, pues casi nadie usa más del 5%. El problema es que como la destrucción es aleatoria, la probabilidad de que sea destruida la pequeña parte que usamos es muy grande.

A principios de 1989, la revista científica “The Lancet” publicó las conclusiones de un estudio del gobierno Británico: el riesgo de contraer la enfermedad de Alzheimer se había elevado en un 50 % en las áreas de la Gran Bretaña donde el agua para beber contenía niveles elevados de aluminio. Al final del artículo hay otros estudios con conclusiones similares.

Las características de esta enfermedad son: pérdida de la memoria, percepciones desorientadas, cambios de personalidad e imposibilidad para comunicarse o concentrarse. La salud de la persona va degenerando de forma progresiva.

El aluminio que parece ser el principal causante de esta enfermedad; está presente en el agua del grifo, en la tierra, en el aire y en pequeñas cantidades también en nuestros alimentos y, por supuesto, en el humo del tabaco. También hay estudios que culpan a los aceites vegetales hidrogenados o margarinas (Las peligrosas grasas trans prohibidas en algunos países), pero como hace pocos años que se usan no se puede tener la absoluta seguridad. Ante la duda lo mejor es prescindir de este tipo de grasas que no aportan nutrientes saludables y de fácil asimilación.

Seguir leyendo

Glutamato: un peligro escondido en la cocina

Cada día ingerimos cantidades importantes de aditivos a través de los alimentos que compramos en los supermercados. Sin embargo, al consumidor le falta información clara sobre los efectos negativos que podrían acarrear al organismo. Después de todo, si los medicamentos especifican sus posibles efectos secundarios, ¿por qué no se informa al consumidor de los efectos que podría suponer el consumo de aditivos alimentarios? Uno de esos aditivos, el glutamato monosódico (GMS), viene suscitando una enorme polémica en los EE.UU. desde hace más de 30 años, en los sectores científico, público y alimentario; sin embargo, este tema sigue siendo prácticamente desconocido para el público español. Un elevado número de estudios ha puesto de manifiesto el papel negativo que tiene para nuestra salud este aditivo y otros aditivos / ingredientes similares.

Los potenciadores del sabor

El GMS, así como algunos aditivos del mismo género, constituyen los llamados potenciadores del sabor, legislados con los códigos del E-620 al E-635, y cuya función es realzar el sabor de los alimentos a los que se añaden. En este artículo, analizaremos principalmente el glutamato o ácido glutámico, sustancia que está presente en los aditivos numerados del E-620 al E-625. El glutamato es la sustancia activa que aporta el rasgo de potenciador del sabor a dichos aditivos. El glutamato está igualmente presente en una serie de aditivos / ingredientes que no figuran en la legislación alimentaria como potenciadores del sabor.

Tanto los potenciadores del sabor, como los aditivos / ingredientes que no figuran como tales, se encuentran en una gran variedad de alimentos precocinados y procesados. El uso del glutamato en la alimentación ha suscitado mucha controversia en los últimos 30 años a raíz de diversos informes científicos sobre el papel de esta sustancia en la patogénesis y la patología de muchas enfermedades del sistema nervioso central (SNC) y otras enfermedades agudas y crónicas. En 1968, se describieron, por primera vez, las reacciones agudas que pueden darse poco después de ingerir alimentos que contengan glutamato (dolores de cabeza, debilidad, entumecimiento, palpitaciones, asma, problemas de sueño, dolores abdominales, calambres, hormigueo, opresión en el pecho, etc.), es decir, lo que se denominó el “síndrome de restaurante chino”.

Seguir leyendo

El mercurio: un veneno muy potente

Todos los profesionales conocen la alta toxicidad del mercurio, pero eso no ha impedido que se siga colocando este veneno en la boca de las personas. Aunque los empastes de amalgama son la primera causa de intoxicación por mercurio de los seres humanos, también hay que tener en cuenta el mercurio ingerido por personas que se alimentan con mucho pescado. Cada año se tiran al mar miles de toneladas de mercurio que acaban integrándose en la grasa de los peces; como el mercurio se va sumando, los peces grandes que se comen a los pequeños atesoran grandes dosis de mercurio.

Las amalgamas van soltando mercurio de diferentes maneras: Por el calor de las comidas, por el rozamiento, por la corrosión natural, al ser atacado por alimentos ácidos, al cepillar los dientes, al masticar. Al mascar chicle se multiplica por quince la concentración de vapor de mercurio. El flúor de las pastas de dientes también aumenta el desprendimiento del mercurio de los empastes. Aparte de eso, en las personas que tienen otra clase de metales en la boca como fundas, piezas de oro, puentes, etc., su boca reacciona como una batería, produciendo corrientes eléctricas que agravan la situación.

El mercurio se reparte por todo el cuerpo dañando al cerebro, sistema nervioso, riñones, etc. Las personas intoxicadas por mercurio tienen una lista muy grande de síntomas y dolores que fácilmente se diagnostica como trastornos psicológicos en vez de intoxicación.

Otro problema que produce el mercurio es hundir las defensas del organismo y destruir la flora intestinal, situación que es aprovechada por los hongos cándida para proliferar sin que nadie se lo impida. Estos hongos también pueden producir trastornos psicológicos, de esa forma llueve sobre mojado, entrando en una espiral de sufrimiento y desesperación.

Después de más de cien años que en el mundo se sabe de la toxicidad del mercurio, por fin hay una sentencia reciente de la Food and Drug Administration del pasado junio del 2008 que dice: “Dental amalgams contain mercury, which may have neurotoxic effects”.

Aquí hay una demanda judicial de varias asociaciones españolas. Demandan en los tribunales al ministerio de sanidad y consumo por los efectos nocivos del mercurio de las amalgamas dentales y también de las vacunas.

Noruega ha prohibido totalmente el uso de mercurio desde el uno de enero del 2008

Degeneracion neuronal por mercurio

En este vídeo se puede ver cómo afecta el mercurio a las neuronas

Mercurio, Nuestra salud en peligro

Otro video donde se hace un resumen general de las fuentes de mercurio y los problemas que causa. Recomiendo leer este documento sobre los peligros del mercurio y los empastes de amalgamas. En 44 páginas hay una descripción minuciosa de todos los problemas que produce este peligroso veneno en todas sus variantes. También describe detalladamente todas las enfermedades graves que proliferan a partir de una intoxicación de mercurio.

Artículos relacionados

Más conexiones entre las vacunas y el autismo

 

Culpable: vacunas con mercurio…

Tratamientos para un niño autista

 

Curando la Esclerosis Multiple al desintoxicar el cuerpo de mercurio

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 441 seguidores